Hoy vamos a hablar de una de nuestras pizzas estrellas, de una de las más diferenciadoras. La pizza de patata a la que denominamos Patatosa.

En Buoni siempre hemos pensado, como ya sabéis, que la buena comida empieza desde el cuidado de los ingredientes con los que se cocina. Cada elemento seleccionado para hacer nuestras pizzas están elegidos por su calidad.  

Ingredientes

Los ingredientes de nuestra pizza son las patatas, cocidas, Mozzarella, Romero fresco, Aceite de oliva virgen extra.

Las patatas cultivadas en tierra fértil, cuidadas durante dos meses, regadas a diario. Sacadas con cariño de la madre naturaleza, seleccionadas a conciencia. Más tarde se cocinan a fuego lento, se cuecen en el agua para poder deshacerlas y esparcirlas sobre la pizza. Con toda su esencia y sabor.

La Mozzarella es un tipo de queso originario de la comida italiana y la tradición más antigua de este queso la tiene nuestro país. El queso se produce en las provincias de Caserta o Salerno y algunos municipios de Nápoles.

Romero, del género Rosmarinus de la familia de Lamiaceae. Su hábitat natural es la región mediterránea.El romero es considerado arbusto aromático de hoja perenne muy ramificado. Sus hojas dejan un olor intenso y un sabor ligero, marcando una diferencia en la pizza.

Aceite de oliva virgen extra es un aceite vegetal de uso culinario que se extrae de la oliva,fruto procedente del olivo.

Una vez obtenidos todos los ingredientes, se prepara la base de la pizza. La el secreto de nuestra masa está en la fermentación lenta. Con la fermentación de 24h conseguimos que la digestión sea más ligera. Una vez fermentado se estira la masa. La verdadera pizza italiana es un rectángulo. No redonda como se cree.

A la base de la pizza se le extienden los productos. La patata pelada se deshace justo encima de la pizza. El toque final es el romero.

Una vez acabada esta parte, se introduce la pizza en el horno. Donde se cocina lentamente, para más tarde, justo al sacarla, servirla con toda sus propiedades.